INERVACIÓN DE LOS MÚSCULOS OCULARES

Tres nervios diferentes son los que controlan el movimiento de los músculos oculares:
Motor ocular común o III par craneal que inerva el recto superior, recto inferior, recto interno y oblicuo inferior.
Patético o IV par craneal que inerva al oblicuo superior
Motor ocular externo o VI par craneal que inerva el músculo recto externo

NERVIO MOTOR OCULAR COMÚM U OCULOMOTOR:


Es un nervio craneal. Tiene una función completamente motora, es uno de los nervios que controla el movimiento ocular y es responsable del tamaño de la pupila. El nervio se encarga de dar inervación a los músculos extrínsecos del ojo.

Se origina en el mesencéfalo y su función es básicamente el movimiento del globo ocular junto con el nervio patético o troclear y motor ocular externo o abducens.

NERVIO PATÉTICO O TROCLEAR
Nervio que se genera al lado del bulbo raquídeo y posee como función el movimiento del recto por lo que permite la abducción del ojo.

Es un nervio craneal pequeño que tiene una función motora, ya que inerva al músculo oblicuo superior del ojo.

Se origina dentro del tegumento del mesencéfalo (encéfalo medio) y da nacimiento a un conjunto de fibras que se disponen en forma de cruz, antes de emerger desde el velo medular rostral. Después sigue por el borde de la tienda del cerebelo hasta el piso de la cavidad craneana. En algunas especies animales. hace una entrada separada a la órbita ocular, pero habitualmente pasa a través de la cisura orbitaria.

NERVIO OCULAR EXTERNO O ABDUCENS
Este nervio se genera en el lado del bulbo raquídeo y posee coo función el movimiento del recto por lo que permite la abducción del ojo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada